martes, 22 de mayo de 2012

Subida a Pico del Lobo



Seguimos experimentando las alturas. El Pico del Lobo está a unos 2.273 metros de altitud. El punto más alto de la Sierra de Ayllón. Subida más dura que a Pico Centenera, pero igualmente un paisaje espectacular, aunque a mí me gustó más Pico Centenera. Me parece más salvaje, y no tan tocado por la mano del hombre, pues justo en la cima del Pico del Lobo -se aprecia en la foto- quedan los restos en ruinas de lo que fue la antigua estación de esquí de la Pinilla. Que ahora sólo sirve para estropear las vistas y para que lo que yo creo que eran vencejos reales hicieran giros acrobáticos esquivándolo.


 Vista panorámica
  


   
¡Cima! ¡Los mosquitos también hicieron cima!





No sé si exactamente el nombre del Pico viene de cuando los lobos campaban a sus anchas por allí. Parece ser, para alegría de los que disfrutamos de estos acontecimientos, que actualmente se han vuelto a encontrar restos de la presencia de nuestros lobos ibéricos en este terreno, así que bienvenidos sean.    

También destacar la alta presencia de insectos, muchos de ellos mueren en la nieve por la baja temperatura. Sobre todo sorprende la alta concentración de mariquitas que llegan hasta las altas cumbres impulsadas por el viento, no siempre con buen fin para ellas. Sobre este tema recuerdo y recomiendo la entrada del blog El último rincón: Alpinismo ¿Deporte de mariquitas?  




Para finalizar el día la bajada fue más dura y complicada que la subida, pues acechaba tormenta y allá arriba en ese caso no es muy recomendable estar. Así que los truenos y luz que iluminaba de vez en cuando el cielo presionaba para que incrementáramos la velocidad de descenso, que fue excesiva y acabó pasando factura, aunque por suerte lo único que nos cayó encima fue agua.

Aún así quedan ganas de volver a salir una y otra vez. La montaña nunca defrauda.

11 comentarios:

Fcº Javier Barbadillo Salgado dijo...

Efectivamente, Mamen: la montaña nunca defrauda. Lo que defrauda son los atropellos que se cometen con ella. La zona del Pico del Lobo es un triste ejemplo, no sólo por esa cochambre que aparece ruinosa casi en la cima (restos de un remonte abandonado, aunque la estación de esquí alpino continúa en funcionamiento) sino también por la nula conciencia naturalista de ciertos bicicleteros dispuestos a pagar para ser elevados con los remontes fuera de la época de esquí y lanzarse luego en una carrera frenética y desenfrenada por una red de circuitos BTT que atentan contra el suelo de la ladera y la calma del pinar. Por no hablar de la pista frecuentada por motos y quads casi en la cuerda cimera.
Una auténtica vergüenza para quienes de verdad aman la montaña.
El Pico del Lobo no se merece ese trato.
Un saludo montañero.
(Y muchas gracias por el enlace)

Miazuldemar dijo...

Hola Javier. Para mí el día fue bastante tranquilo. No vi nada de lo que comentas, tampoco es que conozca mucho la zona y era la primera vez que iba, quizá sea en otra época o por otra parte. Allí estaba todo parado. Pero sí, al menos se podían haber molestado en quitar esa "cochambre ruinosa" como bien la describes. En fin, ya sabes que donde el hombre mete mano...algo acaba estropeando y deteriorando seguro. Falta mucha conciencia naturalista.
Un abrazo y muchas gracias.

Tomás Crespo dijo...

Otro buen día de montaña, esa tormenta en el horizonte si que da un poco de miedo, no me extraña de esas prisas en bajar, la montaña siempre ofrece algo más de lo esperado, aunque sean insectos que seguro les vienen bien a todos esos vencejos que surcan el aire por esas alturas, espero que la calada no fuera de escandalo.
De las escorias que el hombre acumula.. ya lo has dicho tu todo.

Saludos y a planificar la proxima ruta montañera

Frasesfres©as dijo...

Hola otra vez, Mamen.
Lo que te comentaba antes sucede en el verano, quizá todavía es pronto. Así que tuviste suerte de no encontrarte con el personal bici-motero.
Más saludos montañeros.

Txatxa dijo...

que bonito yo en mis tiempos también he escalado alguna que otra montañita ,cuanto cuesta subir pero lo que hay arriba te compensa de sobra
besos

Miazuldemar dijo...

-Hola Tomás. Pues sí, no lo había pensado. Los vencejos se tenían que estar poniendo las botas, porque verdaderas nubes de mosquitos. Tanto que se les oía zumbar alrededor constantemente.

-Hola de nuevo Javier. Bueno es saberlo para no ir en esa época. Gracias por el aviso.

-Sí que compensa Txatxa. Aunque en la naturaleza no es todo idílico como parece. También hay momentos duros y algo masoquistas.

Un abrazo a todos!!

Didi dijo...

Me encantan las fotos. Gracias por al info, me viene bien porque ando retomando mi vida montañera. Abrazos de Luz.

Miazuldemar dijo...

Bienvenida Didi. Retómala, sin duda. Da muchas satisfacciones.
Un saludo. Gracias por pasar.

Ralph dijo...

Es lo que pasa cuando no se consulta el mapa meteorológico del día je je je , aunque si sucede como por aquí, cualquier parecido con la realidad puede ser pura coincidencia, ultimamente andan un poco descentrados je je je. Saludos.

Mr Blogger dijo...

Sobre las mariquitas, aparte del viento, yo siempre he pensado que huyen de los pesticidas y demás; también me ha pasado esto de encontrar mariquitas en el teide (cuando antes se veían un montón en medianías y ya apenas se ven) y preguntarme qué hacían ahí...

Miazuldemar dijo...

Sí sí, el mapa meteorológico se consulta siempre, pero es lo que pasa cuando te arriesgas :)) Ralph.

Mr, pues te aconsejo leer la entrada de Javier, es interesante.

Un saludo a ambos!