viernes, 4 de julio de 2008

Fiestas de Coria. Cáceres.

 
Otra vez utilizo este blog para denunciar la brutalidad que sufren los animales en España, donde si no tiramos una cabra por el campanario, desgarramos el cuello de cuajo a un ganso o acuchillamos a un toro, no estamos contentos. Nosotros nos divertimos así, porque somos tan ignorantes los españolitos que de otra forma no sabríamos.

Todos los años a últimos de Junio, por las Fiestas de San Juan, en Coria (Cáceres) se comete esta salvajada con un toro: se le clava una divisa, el animal recorre las calles hasta la plaza de toros, allí una persona seleccionada por el Ayuntamiento comienza a tirarle unos soplillos con cerbatanas. Después, el toro deambula por el pueblo durante horas y recibe en sus carnes los soplillos lanzados con cerbatanas que le arrojan todos los vecinos. Cuando el toro está tan cansado que no puede ya defenderse ni dar diversión a las "personas" que asisten a la fiesta, le descerrajan un tiro en la cabeza y le cortan los testículos a cuchilladas (si no se lo hacen antes, que no me extrañaría).


A mí estas cosas me indignan. Y más me indigna que por más que veo los telediarios no haya visto imágenes de esta fiesta este año. Mejor ocultar, claro, aparte de que muchos periodistas no quieren ni ir porque son amenazados si graban o desvelan imágenes.

Todo el orgullo porque España haya conseguido la Eurocopa se me ha venido abajo. Qué penita me da este país a veces, me avergüenzo de ser española sabiendo que seguimos para ciertas cosas en la Edad Media.

12 comentarios:

Kaos dijo...

¿Nos vamos a Coria??, eso si, cargados de resignación, paciencia y mucha mente "zen" tipo Gandhi para que no se nos inflen las pelotas de la mala hostia.

Mamen dijo...

Pfff yo ya las tengo infladas y eso que no tengo. Qué mierda de páis. A ver cuándo sale un político que tenga webos para prohibir la fiesta de los toros.

Un beso fuerte Kaos.

Mr Blogger dijo...

Afortunadamente hay muchas sensibilidades dentro del conjunto de cosas que llamamos España; no todo es así, y tenemos que hacer lo posible por que no lo sea. Pero tampoco podemos generalizar y decir que todo España es triunfos futboleros o salvajadas varias.

Mamen dijo...

No, como es evidente hay gente que no. Pero no me negarás que por lo general en España somos bastante bruticos a la hora de las fiestas.
En casi todas están presentes los toros, y no precisamente para tratarlos bien.

Para mí estamos totalmente a la cola de Europa en lo que se refiere a ese tema, y en cuanto a mentalidad, pues muchas veces también.

Siempre hay excepciones, claro.

Perséfone dijo...

Muy buena denuncia, mamen, como siempre.

¿Me dejas ponerte un pequeño texto por aquí? Básicamente expresa mi opinión (aunque con palabras de otros).

Con la boca pequeña: la fiesta nacional

Cuando se trata de legislar sobre animales, se invocan de forma trascendente valores de “respeto, defensa y protección de los animales; principios presentes en los Tratados y Convenios Internacionales, en la Declaración Universal de los Derechos del Animal promovida por la UNESCO y en las legislaciones europeas más avanzadas”. Pero tras el rimbombante preámbulo y tras el listado de infracciones y sanciones, resulta que “quedan excluidas de forma expresa de esta prohibición –de maltrato– las fiestas de los toros legalmente autorizadas”. Es decir, la ley reconoce que los espectáculos taurinos son per se degradantes y crueles, pero legales. Algunos europeos dirán que vienen aquí por nuestra fiesta, pero, sin riesgo de malinterpretar los lastimeros mugidos de los morlacos, podemos decir que la especie que más anhela ser europea es la taurina.

Animaladas sin castigo.

Resulta increible que exista gente capad de disfrutar con algo así, pero más aún me lo parece la hipocresía de nuestras leyes.

Un abrazo.

Mr Blogger dijo...

Mamen, lo que pasa es que tampoco conocemos muy bien las costumbres que tienen en otros sitios de europa. Te sorprenderías de las cosas que se hacen en la "europa profunda", que como en todas las cosas, hay de todo en todos lados. Eso no justifica lo nuestro de todos modos.

Mamen dijo...

Perse muy bueno el texto. Te prometo que en cuanto pueda entro en el enlace que has dejado.

Puede que tengas razón Mr.

Bsos!

nemesis dijo...

Pues este tema lo tengo yo atravesado desde hace tiempo. Mi Sr.Némesis y yo ADORAMOS los animales. Tenemos entre una finca y el piso, acuario, estanque, 3 perros, 2 gatas, 2 periquitos, 5 canarios, ranas... como puedes comprender...
PERO ES LO QUE HAY EN ESTE PAIS. Todavía hay muchas fiestas donde tienen la excusa de: Si comes carne porqué protestas ?. Y yo no lo concibo, me indigna , me asquea, que puedan llamar ARTE, a piconear una animal hasta que está muy débil, matarlo y convertirlo en albóndigas y pienso. QUE A UN TORERO LO DIGAN ARTISTA...

CN dijo...

Esta es la España de bombo y pandereta taurina.Abajo la "Fiesta Nacional". Fiesta sí, pero sin salvajadas. Desgraciadamente, hay gente que no sabe divertirse sin romper cosas, sin emborracharse, sin buscar bronca o sin hacer salvajadas como las que les hacen a los animales...

Isaita

Mamen dijo...

Némesis, completamente de acuerdo!! Ayer mismo veía en la tele otras fiestas con vaquilla a la que incitan a tirarse al agua, luego la cogen de los cuernos para llevarla a la orilla...pff, penoso.

Vi lo de la la fiesta en Galicia de la "Rapa das bestas", que a mí me parece bastante bruto hacerle eso a unos caballos que siempre han andado salvajes por ahi...bah, yo qué sé. Es que todo lo que sea hacer sufrir a un animal sin necesidad, me desespera.
Gracias por comentar Nem !!!

Eyyyyyyyyyyyyy Isaitaaaa !!! jajajaja, joooo qué guay leerte. ¿Oye cómo vas? Espero que mucho mejor ya. Bueno,que si quieres quedar a tomar algo no tienes más que decírmelo ¿eh? Ya sabes, yo a las 7 estoy fuera y en Agosto vacas!! Yuju!! Besotes mi niña!! Gracias!!

Inés dijo...

Que vergüenza siento yo también, no entiendo como se pueden cometer esas salvajadas, ¿Que somos? ¿animales racionales o sin razón?
No se ni que decir, de ver tanta brutalidad, sin comentarios.
Un saludo guapa
Inés

Mamen dijo...

Estoy contigo Inés. Un saludo! ;-)